Suele ocurrir que los que nos dedicamos a este mágico mundo del helado, no vemos el momento de que haga calorcito, se nos hace el invierno muy largo.

Pero esta primavera está siendo diferente….ha llegado puntual. Las terrazas se llenan de risas, las playas de turistas, las calles de gente disfrutando de su helado.

Aquí, en Huesca, empiezan a formarse colas para saborear los ricos helados que se fabrican en los Italianos. Espero que sea el comienzo de una gran temporada para todos vosotros.